sábado, 8 de octubre de 2011

Hoy permito que me brillen las ausencias...

Hoy permito que me brillen las ausencias
una a una por los poros de la piel
y me quedo en el insomnio abandonado
como el eco de onda media sin señal.
Aferrado a las farolas del silencio
mientras ellas parpadean por la luz,
veo mórbidos gusanos que alimentan
los rincones de humedad.
Confidente de las llamas de una hoguera
les confieso mi secreto a las pavesas,
y camino entre desiertos de cenizas;
así engordo mi ración de soledad.
Juego al póker con cuchillas homicidas
apostándome los dedos a dos manos
y me encierro, para no salir jamás,
en un cubo de cristal.
Sueño al margen de un reloj adelantado
despreciando los segundos que regala
y, sonámbulo, me asomo al precipicio
de esta noche, blanco rostro, cuerpo albar.
Sumergido en los efímeros astrales
de un paisaje celestial sin parangón,
soy un ave de esperanza alimentaria.
Dad mi pan a vuestros niños,
y llamadme libertad.

Bunbu

5 comentarios:

Ío dijo...

"Confidente de las llamas de una hoguera
les confieso mi secreto a las pavesas,
y camino entre desiertos de cenizas;
así engordo mi ración de soledad.", esta estrofa me ha encantado, me viene bien en estos momentos leerlo.
Y me alegro de tu vuelta a estos parajes inhóspitos, con estos versos que me saben dejarse ir, a estar y no estar, un mirarse hacia dentro y no querer salir.
El ave de esperanza alimentaria no necesita pan para sobrevivir, él sólo quiere volar, mientras ve.
El cubo de cristal tiene sangre¿?, si has perdido sí, las apuestas en plan suicida tienen eso.

Un buen poema, te le aplaudo con ganas, hasta los gusanos, esos mórbidos, me han gustado

Buen día, Bunbu
Un abrazo vejestorio, por aquello del óxido

Ío

emily1 dijo...

Hoy permito que me brillen las ausencias..
Que entrada Bunbu!!
me encantó!
un saludo emily1

MorenaaaClaraaa dijo...

Juego al póker con cuchillas homicidas
apostándome los dedos a dos manos
y me encierro, para no salir jamás,
en un cubo de cristal.
es excelente! me encantaron estos versos, Morena

Miguel Ángel W. Mawey dijo...

No expliques el poema, Bunbu,no lo expliques... xD No hay nada mejor que la imaginación desbordante del lector. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Como siempre, brillante!! Gracias por compartir.

brissa